No es de recibo que, de la noche a la mañana, numeroso personal de la entidad
reciba una notificación indicándole el cambio de los días de suspensión que, en
varios casos, habrían empezado a utilizar esta misma semana por días distintos a los
notificados previamente.

Todo ello sin tener en cuenta que el personal tiene previsto con antelación,
como es natural, viajes, consultas médicas, gestiones fuera del territorio etc.

Como indicamos, no es de recibo y APECASYC una vez más, rechaza esta
forma de actuar de quienes, siendo empresa o cómplices, en ningún caso tienen en
cuenta las necesidades de la plantilla.